tal y como predije…

11 01 2011

Manuel Camacho nominado al Goya al actor revelación…

Habrá que seguir la noticia…





ENTRE LOBOS… Y el Goya al mejor actor revelación de 2011 es para… MANUEL CAMACHO

1 12 2010

Manuel camacho dando de comer a un lobo

Hace justo una década un “muchacho” recogía el Goya a mejor actor revelación. Era 2.001 y “el bola” ha crecido y se ha convetido en moderno tarzán, pero si en esta película me ha llamado algo la atención es la tremenda interpretación de Manuel Camacho, que en la película es Marcos Pantoja a la edad de 7 años. A día de hoy, mi candidato de este año a actor revelación. El chico trasmite y hay que felicitar al director del casting. Cuando Marcos crece se convierte en Juan José Ballesta y aunque los dos hacen una interpretación del personaje muy similar, no deja de “chirriarme” estos vuelcos del guión. La imagen es preciosa, de las que te pega un pellizco y digna de los que nos presentaba el tan recordado Félix. La interacción con los lobos de matrícula de Honor.

 

Ni que decir tiene que no todo iban ser alabanzas al director de casting. Si se apunta dos tantos con los protagonistas, los secundarios dejan mucho que desear. Sancho Gracia ni fu ni fa, pero lo de Carlos Bardem y Eduardo Gomez (Mariano, el padre de Tejero en Aquí no hay quien viva) es para meterlos en la carcel de Celda 211 y tirar la llave a la gruta del Laberinto del Fauno. Incluso uno de mis protegidos cuando se habla de comedia, Antonio Dechent, no me termina de convencer… Peli Andaluza y hay que dar trabajo a actores andaluces y de hay una Luisa Martín que no convence como madrasta que influye en la venta de Marcos al señorito de turno (Jose Manuel Soto),  que ante la crisis mejor que se siga dedicando a cantar en carnaval.

 

En cuanto a la trama, ya esta alturas sabréis que está basada en una historia real, en plena pobreza extrema de postguerra, pero en el tema político solo entra de puntillas. Será por temor a la típica coletilla que se usa en los medios de “otra peli española sobre la Guerra Civil“.

Ballesta no es el protagonista absoluto, sino que es más un binomio e incluso si la peli se hubiese quedado en la parte de Marcos Pantoja de niño, no hubiese estado mal. Aún así borda su papel y quedo a la espera de su próxima película, PLANTA 5ª,  que estoy deseando que se estrene. A ver como Albert Espinosa cuenta su post-adolescencia, aunque algo intuyo por su peli “No me pides que te bese porque te besaré”…

En fin, a mi me salió gratis porque tenía unas invitaciones de una promoción, pero si hubiese tenido que pagar no hubiese salido cabreado del cine,… Me gustó el esfuerzo del departamento de arte y si te gustan los documentales de Felix y la historia de Tarzán, esta es tu peli… En resumen le doy un seis, no llega al notable. En filmaffinity tiene un 6,9 y en imdb tiene un 8,1. Una notas exageradad para mi gusto… eso si el Goya al chico no se lo quita nadie por ahora.





Room in Rome, de Julio Medem… Mi crítica

25 04 2010

Si si si, no os equivocáis, he vuelto. Como cada año tras el festival de cine de Málaga, me entra el gusanillo y quiero ser crítico de cine.

Anoche ví Room in Rome, la última de Julio Medem, aún pendiente de estreno en la remodelada sala 1 del cine Albeniz. Una sesión que podría resumirse en sencillas palabras: Una habitación,  una pareja y sexo. O quizás esta última podríamos cambiarla por amor, pero ese amor pasional de un primer encuentro, ese amar sin límite que supera el reparo y que se cubre por una locura momentánea.  A los 5 minutos olvidas que sus dos protagonistas están desnudas y la noche que envuelve la película te hace pensar en que pasará cuando llegue el Alba. Así precisamente se llama una de las protagonistas, Alba, interpretado magistralmente por Elena Anaya, aunque la que “se sale” en esta película es su partenaire, la ucraniana, (en la peli una rusa estudiante de Arte) Natasha Yarovenko, que te engancha con su timidez inicial y luego se descubre  en cuerpo y alma. Son dos seres diferentes que fluyen en la habitación de un hotel y que se fusionan, sin pensar en su pasado o quien les espera en casa.


Sin duda el erotismo de la película supera a “Lucia y el Sexo” y a “9 songs”, no por lo explícito, sino por la pasión que aplica Medem. La fotografía es maravillosa, jugando con la oscuridad de la noche y haciendo bellas a estas dos delgadas actrices. Antes de entrar a ver la peli pude verlas por las calles de Málaga y la verdad es que me parecieron dos modelos anoréxicas, sobre todo Natasha, que llevaba un traje blanco transparente que dejaba ver su ropa interior negra. Nada sexy, pero en la película la dirección de fotografía hace milagros y en vez de a dos delgaduchas devorándose, se ven a dos ninfas de estilo grecorromano en pleno apogeo.
La música de Russian red entra un poco con calzador, pero me gusta. Algún momento karaoke que sobra y una escenita al final en la bañera que recuerda a los malos momentos de “Caótica Ana”. No iba a ser perfecta. En resumen una peli pequeña donde dos actrices desnudas exponen sus mentiras que se van descubriendo a la vez que olvidas sus cuerpos para centrarte en sus historias. Yo le daría un 7 sobre 10.